KAKIS, CUIDADOS Y PODA

Caqui o kaki con fruto

Para completar el artículo que publiqué hace unos días sobre los kakis, explico hoy la forma en que los cuido y los podo. Hablo siempre de árboles integrados en un jardín o en un huerto familiar y no en explotaciones comerciales donde supongo que el tratamiento será diferente.

En el jardín, lo ideal es dejarlos del tipo semiestándar o estándar con pie medio o alto, dependiendo de la riqueza o pobreza del suelo, del clima y del conjunto con el resto de plantas.
Tendremos un árbol de copa abierta, sobre todo en climas húmedos y de poco sol, de entre un metro y metro y medio (dos como máximo) de altura, del que surgen  3 o 4 ramas primarias  y 6 u 8 secundarias.

Como las ramas del caqui son muy quebradizas y el viento puede romperlas (sobre todo cuando se cargan de fruta),  han de mantenerse cortas y fuertes por medio de la poda.

Rama de kaki cargada de fruto

PLANTACIÓN

Es importante preparar el lugar unos tres meses antes. 
  • Elegimos un sitio soleado y excavamos un hoyo.
  • Clavamos en el hoyo una estaca o tutor .
  • Mezclamos la tierra extraída con gran cantidad de compost o materia orgánica y rellenamos con ella el hoyo, sin apretarla. 
  • Llegado el final del otoño o el principio de la primavera, plantamos el kaki.
  • Si lo compramos a raíz desnuda, recortamos las raíces que estén rotas o dañadas y las que sean demasiados largas.
  • Cavamos un hoyo un poquito mayor que lo que ocupen las raíces.
  • Preparamos en un recipiente una papilla con tierra bien empapada en agua y sumergimos en ella las raíces.
  • Colocamos el árbol en el hoyo poniendo mucho cuidado en que el punto del injerto quede situado unos 10cm por encima del suelo. Esto es muy importante para prevenir futuros problemas.
  • Rellenamos el hueco echando la tierra de forma que no queden bolsas de aire.
  • Atamos el tronco al rodrigón dejando espacio para que engorde sin que la atadura lo agobie.
  • Regamos abundantemente y cubrimos un círculo de unos 50cm de radio alrededor del tronco con compost o turba, sin tapar el injerto.
Chupones en un kaki

PODA

En el caqui, al contrario que en otros frutales donde no conviene dejar muñón cuando se corta, hay que dejar siempre un pequeño muñón de unos 2 a 5 cm porque las heridas se contraen.

Poda de formación
Si lo que plantamos es un platón o vara, el primer invierno, la poda se reduce a cortar el plantón a la altura deseada para que de ese corte surjan más adelante las ramas primarias.

El segundo invierno, elegiremos 3 o 4 ramas de las que hayan crecido durante el año eliminando todas las demás. Estas tres ramas que  serán las primarias, las acortaremos dejándoles dos tercios de su longitud.

En el tercer invierno, el árbol habrá desarrollado ramas secundarias y ramillas sobre las primarias. Si el arbolito ya estuviera en este punto cuando lo compremos, las podaremos también dejándoles dos tercios. Si no, esto lo haremos en la temporada siguiente. A las demás ramitas pequeñas, se le dejan 2 yemas y se corta lo demás.

Frutos en el kaki o palosanto

Poda de fructificación y mantenimiento

En el verano, eliminamos todos los chupones que como sabemos son brotes con crecimiento vertical, fuerte y vigoroso (ver foto).

En invierno
  • Eliminamos ramas rotas, muertas o enfermas.
  • Eliminamos, si las hay, ramas que se entrecrucen o choquen. También aquellas que crezcan hacia el centro del árbol cerrando el vaso ya que luego impedirán que entren el sol y la luz.
  • Realizamos cortes de retorno sobre las ramas que se hayan hecho demasiado largas. Para ello, acortaremos la rama en cuestión, cortando siempre por encima de una ramilla bien situada para que esta se convierta en el final de la rama podada.
  • No podaremos las ramillas jóvenes ya que el kaki produce sobre leño del año, o sea, sobre ellas.
Kaki o palosanto

Comentarios

  1. Fantástica y completa tu explicación sobre la poda de los Kakis!!
    Un abrazo.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

CÓMO PODAR LIMONEROS, NARANJOS Y MANDARINOS

FLORES SILVESTRES DE COLOR AZUL, MORADO Y LILA

HIGUERAS: CUIDADOS Y PODA